El coleccionismo también es un arte

Por | 15 abril, 2015 | 0 comentarios

Colecciones Im Obersteg y Rudolf StaechelinLa historia del arte no se entendería sin el afán coleccionista de unos cuantos personajes acaudalados que en vez de recopilar sellos o mariposas se decantaron por los cuadros. Así surgieron museos como el Thyssen, en Madrid. Pero hablamos en este caso de una exposición temporal que se celebra en otro de los grandes centros de arte de Madrid: el Reina Sofía. Bajo el título ‘Dos casos de estudio: Colecciones Im Obersteg y Rudolf Staechelin’, el museo reúne dos importantes colecciones de arte del periodo conocido como “primera modernidad”, procedentes de prestigiosos museos europeos, con obras nunca vistas, en su mayoría, en España.

Obras de Paul Cézanne, Chagall, André Derain, Paul Gaughin, Van Gogh, Camille Pissarro u Odilon Redon, los grandes del periodo que acaba la segunda mitad del siglo XIX y hasta el año 1940, en un total de 62 pinturas. Fueron telas que pertenecieron a dos coleccionistas contemporáneos a esos artistas, lo que da cuenta también de su buen ojo a la hora de hacerse con los trabajos de artistas que alcanzarían la posteridad.

 

A Obersteg en concreto le apasionaban los cuadros  llenos de color, por eso se hizo con lienzos de Nolde, Derain o Chagall, de quien se muestran varias obras en esta exposición. Al otro coleccionista, el hombre de negocios Rudolph Staechelin, le interesaron las pinturas de madurez de Monet, Manet o Renoir, autores ya consagrados cuyas exposiciones en su Basilea (Suiza) natal cursaban siempre con gran éxito de público.

Una buena excusa para acercarse al principal templo del arte contemporáneo de España y contemplar también obras de la colección permanente, como el inmortal ‘Guernica’ de Picasso, los trabajos surrealista de Dalí o las esculturas minimalistas de Richard Serra, por las que quizá hubieran pujado los coleccionistas del pasado. Hasta el 18 de septiembre. Entrada general, 8 euros.

Aprovecha para ver esta muestra cuando te alojes con nosotros en Madrid. Y, si te sientes cansado después de un día de museos, disfruta de nuestras cómodas y amplias habitaciones. Todo ello a un paso de la Puerta del Sol.

Categorías: Arte y cultura, blog

Deja un comentario

Su dirección de e-mail no será publicada. Los campos obligatorios se indican con*

*